Asistencia

Nuestros recursos asistenciales se reparten mediante una asignación objetiva y justa en base a un sistema de triaje estructurado.

Nuestro objetivo es convertirnos en un servicio líder y referente internacional en la asistencia a personas con necesidades de atención urgente o emergente, bajo los valores del humanismo, el respeto, la profesionalidad, la participación, la iniciativa, la confianza, la transversalidad y la creatividad.

Atendemos unas 150.000 urgencias anuales, repartidas entre las diferentes sedes. En concreto, en el servicio de Urgencias de la sede Villarroel este número oscila entre las 250 y 300 visitas diarias, dependiendo del día de la semana y la época del año.

Nuestro Servicio tiene adscrita la Sección de Toxicología Clínica.

Actividades para la población

En el Servicio de Urgencias hacemos diferentes actividades educativas dirigidas a la población en general, como son:

  • Jornadas de acercamiento del hospital a la escuela  ANEM A URGÈNCIES! Desde 2002, participan en estas jornadas unos 800-1000 alumnos cada año con la finalidad de acercar la realidad que se vive en Urgencias a los estudiantes de secundaria. Estas jornadas muestran, por una banda, cuál es el mecanismo de la atención médica urgente en la ciudad de Barcelona y, por la otra, dan a conocer las urgencias que se atienden con más frecuencia entre la población joven,  con el fin de hacer la necesaria prevención.
  • Programa de Reanimación cardiopulmonar orientado a centros de enseñanza secundaria (PROCES). La muerte súbita es la situación de máxima urgencia médica, y  muchas de estas muertes se producen en la vía pública en presencia de otras personas. Teóricamente se podrían recuperar muchos de estos enfermos si se iniciaran maniobras de reanimación cardiopulmonar básicas de forma inmediata. Numerosas instituciones y sociedades médicas internacionales han recomendado que la enseñanza de la reanimación cardiopulmonar se introduzca en la enseñanza obligatoria, ya que la escuela constituye un ámbito ideal para iniciar a la población en el conocimiento y aprendizaje de las técnicas básicas que forman parte de la reanimación cardiopulmonar.

Con esta filosofía, el programa PROCES forma desde 2002 de 250 a 500 alumnos de ESO cada año.