Equipo de Tumores Cerebrales

La misión del equipo de tumores cerebrales es el proporcionar al paciente con un tumor cerebral un servicio eficiente y de alta calidad que integre aspectos asistenciales y de investigación.

El paciente ha de tener el convencimiento que a pesar de ser visto por diversos especialistas, todo ellos están coordinados y ejecutando una serie de procesos diseñados de antemano para proporcionar el mejor tratamiento para su tumor. Las guías clínicas no sólo han de contemplar que el tratamiento oncológico y de soporte sea uniforme y en base a la mejor medicina basada en pruebas, sino que han de incluir una correcta planificación de las visitas con los diversos especialistas (en el mismo día), velar por el cumplimiento de los plazos de los distintos tratamientos, evitando retrasos derivados de una mala planificación, y dar una respuesta rápida al manejo de las posibles complicaciones por los miembros del equipo. Igualmente, el equipo ha de supervisar que las pruebas de imagen para el control del tumor sean hechas de forma homogénea y interpretadas por un mismo especialista.

En definitiva, el paciente ha de tener el convencimiento que la estructura sanitaria esta a su servicio que los miembros del equipo trabajan de forma simultánea en su problema y no de forma secuencial.

Objetivos estratégicos

  • Organizar la asistencia del hospital alrededor del paciente: el paciente ha de percibir que es tratado por diversos especialistas que están coordinados, que tienen un “lenguaje” común y conocen su caso, independientemente del momento del tratamiento de su tumor. Para conseguirlo, son fundamentales varios aspectos organizativos:
    • La presentación del caso en las reuniones periódicas del equipo, no solamente en el momento del diagnóstico sino en todo momento en que aparece un problema importante. Se valora la respuesta del tratamiento prescrito o se plantea un cambio de estrategia, debido a progresión del tumor o a otros problemas.
    • La coordinación de las visitas a los distintos especialistas en los mismos días, para evitar desplazamientos continuos al hospital.
    • La posibilidad de acceso del paciente a sus especialistas, con un mínimo de complicaciones. En este sentido, el papel de la enfermera es fundamental.
    • Asegurar que el tratamiento propuesto no presente retrasos ni interrupciones por causas que no sean las estrictamente imprevisibles.
  • Establecer guías clínicas de tratamiento basadas en la mejor evidencia médica del momento. Estas guías no se deben limitar al tratamiento del tumor propiamente dicho que deben contemplar el manejo de las posibles complicaciones que suelen ocurrir durante el proceso. El impacto real de estas guías, en la población a las que se aplica, ha de ser periódicamente evaluado para introducir las correcciones oportunas.
  • Íntimamente ligado al anterior, incorporar los avances diagnósticos y terapéuticos a las guías clínicas que supongan un cambio “real” en el manejo de los pacientes. El equipo ha de consensuar si la información que aparece en la literatura médica, y que ha demostrado su eficacia en ensayos clínicos, mantendrá su efectividad al trasladarlo al campo de la práctica clínica del hospital donde trabaja. Esto es especialmente importante cuando la información evaluada no procede de ensayos clínicos aleatorizados.
  • Crear un entorno de excelencia para la investigación clínica. El establecer una infraestructura adecuada para el desarrollo de ensayos clínicos es importante y no ha de estar reñida, antes al contrario, con el primer objetivo señalado. Establecer un banco de tumores y DNA genómico, así como una base de datos con la información clínica de los pacientes tratados -estén o no en un ensayo clínico-, ha de ser un objetivo fundamental para lograr este entorno de excelencia.

Equipo profesional

  • Dr. Francesc Graus, coordinador. Servicio de Neurología.
  • Dra. T.eresa Boget, servicio de Neuropsicología.
  • Dr. Luis Caral, servicio de Neurocirugía.
  • Dr. Josep González, servicio de Neurocirugía.
  • Sra. Verónica Mato, enfermera Neuro-Oncología.
  • Dra. Estela Pineda, servicio de Oncología Médica.
  • Dra. Teresa Pujol, servicio de Diagnóstico por Imagen.
  • Dra. Teresa Ribalta, servicio de Anatomía Patológica.
  • Dra. Eugènia Verger, servicio de Oncología Radioterapia.